Bebidas deportivas ¿Buenas o malas?

Bebidas deportivas ¿Buenas o malas?

CONOCE LOS BENEFICIOS Y LOS RIESGOS DE LAS BEBIDAS DEPORTIVAS

16-10-2016 a las 10:00:00
287

La mayoría de la población se ejercita menos de una hora diariamente, y para ellos las bebidas deportivas no tienen ningún sentido.

A pesar de esto es muy frecuente ver a gente en el gimnasio que va a correr un rato en la cinta y a hacer sus sesiones de máquinas, con su bebida deportiva preferida en mano. Créeme, tienen poco riesgo de deshidratación, y esa intensidad no es suficiente para consumir las reservas de glucógeno.

Para ellos estas bebidas son de hecho contraproducentes. No olvidemos que una bebida deportiva típica de 600 ml aporta unas 140 calorías, más de lo que mucha gente quema caminando en la cinta media hora, sin considerar que inyectar glucosa en medio del ejercicio inhibe la quema de grasa. Y después se preguntan por qué no logran resultados.

Y todavía más preocupante. En los últimos años los fabricantes de bebidas deportivas están poniendo énfasis en los niños, convenciendo a colegios y padres de que las bebidas deportivas son mejores que el agua.

Tu propia bebida isotónica

Más allá de todo el marketing, una bebida deportiva es simplemente una mezcla de agua, electrolitos y azúcares.

El agua de coco es una bebida deportiva ideal, ya que contiene electrolitos (como potasio y magnesio), un poco de azúcar y vitaminas. Si no es fácil conseguirlo donde vives, y realmente necesitas entrenar muchas horas, puedes prepararte una bebida deportiva casera.

Ingredientes:

  • 1 Litro de agua.
  • 1/2 cucharada de sal, para reponer sodio.
  • 1/2 cucharada de bicarbonato de sodio. Además del aporte extra de sodio, se cree que ayuda a reducir el ácido láctico y postergar la fatiga muscular.
  • El jugo de 2 limones, que además de mejorar el sabor y actuar de preservante, aporta más electrolitos, como potasio.
  • 1 cucharada de azúcar, por su aporte de glucosa y fructosa, que ayudan a reponer las reservas de glucógeno. Puedes utilizar más en función de la duración del ejercicio, pero si el objetivo es perder peso, modérate.

La bebidas deportivas comerciales son ideales para atletas y deportistas de alto rendimiento.

Algunos prefieren utilizar miel en vez de azúcar, aunque aporta más fructosa que glucosa hay estudios que respaldan su capacidad para mejorar el rendimiento en pruebas de resistencia.

En resumen, las bebidas deportivas no aportan nada a la inmensa mayoría de personas que no entrenan durante horas, e incluso aquellos que sí lo hacen pueden lograr el mismo resultado de manera natural y económica.

Fuente: Fitness Revolucionario

Publicidad

Redes Sociales

Contáctanos

revista@ofertashoy.mx

Revista Vivir Bien